Envejecer saludablemente está en nuestras manos y saber cómo es uno de los objetivos de la ciencia del siglo XXI. Investigadores españoles como Francisco Mora han identificado y resumido los hallazgos actuales en claves para mantener la mente activa y sana el máximo tiempo posible. Desde Salus Mayores Centro de Día os dejamos unos tips sobre el envejecimiento.

Tips para envejecer saludablemente

Os compartimos esta valiosa información sobre las principales puntos a tener en cuenta a lo largo de nuestro envejecimiento:

  1. Comer menos, pues comiendo más de lo que nuestro cuerpo necesita aumentamos innecesariamente el estrés oxidativo de nuestro organismo, y esto perjudica a nuestro cerebro a largo plazo.
  2. Hacer ejercicio moderado de manera regular. Realizar de  deporte aeróbico contribuye a aumentar la capacidad de nuestro cerebro para aprender y adaptarse.
  3. Tener retos mentales. Emprender nuevos retos (retomar el estudio de un idioma, aprender cosas nuevas, hacer cálculo matemático, etc.) es un estupendo gimnasio para nuestras neuronas.
  4. Viajar. Ver cosas diferentes, pasarlo bien, tener motivaciones e ideas que se planifican son satisfacción es también un alimento muy recomendable para el cerebro.
  5. Vivir acompañado. Compartir experiencias y emociones con los demás, vivir acompañado es más enriquecido que vivir aislado.
  6. Adaptarse a los cambios. Entrenar la tolerancia y aceptar las nuevas realidades que experimentamos tratando de sacar el máximo partido de nuestra situación en cada uno de los casos.
  7. Evitar el estrés crónico, pues las consecuencias negativas de la liberación prologada de las denominadas “hormonas del estrés” (glucocorticoides) sobre el organismo son devastadoras para nuestra salud física y psicológica. Incluir ejercicio físico en nuestra rutina diaria es una buena forma de descargar el estrés y prevenir problemas asociados.
  8. No fumar. El hábito de fumar nos hace más propensos a padecer infartos cerebrales y afecta directamente a las funciones mentales pues provoca o acelera la muerte de nuestras neuronas.
  9. Dormir bien. Nuestras 8 horas de sueño reparador (¡Nunca menos de 7!) son imprescindibles para que el cerebro ponga en marcha procesos de consolidación de los aprendizajes aprendizaje a partir de nuestras experiencias diarias y pueda regenerar sus tejidos dañados.
  10. Evitar el apagón emocional. Hay que esforzarse por iniciar proyectos que enciendan de nuevo nuestra motivación y la pasión por realizar algo.
  11. Ser agradecido. En esta etapa toca agradecer y dejar viejas rencillas atrás. Esto aportará un valioso bienestar en quien lo practique.
  12. Disfrutar de las pequeñas cosas. Esas que a veces dejamos de apreciar por usuales pero que son maravillosas y nos llenan de alegría si le damos el valor que merecen.