La arteterapia se entiende como una vía de trabajo específica que utiliza el proceso de creación a través del lenguaje artístico para acompañar y facilitar procesos psicoterapéuticos, promover el bienestar bio-psico-social y mejorar la calidad de vida de las personas que la practican.

En los adultos mayores, incluyendo a las personas con demencias, Parkinson, Alzheimer y otras patologías asociadas a este colectivo, la arteterapia favorece la integración global de su interior, de sus emociones, de su mente y de sus habilidades. Así estamos favoreciendo su autoestima, además de que se sientan realizados y, por lo tanto, más felices.

Desde el departamento de Terapia Ocupacional de Salus Mayores, hacemos que vuelvan a ser niños, que sean curiosos, espontáneos y aventureros, que arriesguen, que sean capaces de crear, de imaginar, y que motiven sus habilidades y destrezas psicomotoras fomentando las actividades de expresión artística. Porque la edad no debe de influir en el impulso creativo que tenemos, ya que todos sentimos necesidad de expresar y comunicarnos. Además, la creatividad es una forma de mantener activa la mente y la imaginación, y contribuye a prevenir el deterioro cognitivo.

Por ello, desde arteterapia se trabaja con la salud brindando, así, un espacio activo de escucha y diálogo. Dónde se potencia la capacidad creativa, se respeta y propicia la libre expresión, se fortalece y reafirma la identidad y autoestima, se promueve la disminución de la ansiedad, se posibilita la toma de conciencia de sentimientos y emociones, se estimula la comunicación y se favorece las relaciones con el entorno y con los otros y, por último, se favorece la toma de decisiones y la tolerancia a la frustración, incrementando la autonomía personal.

Fabián Selva, Terapeuta Ocupacional