C/Universidad, 4, 28224, Pozuelo Alarcón, Madrid

C/ de Alenza, 3, 28003, Madrid

C/ de Uruguay 21, 28016, Madrid

El ictus o accidente cerebrovascular es una enfermedad donde el flujo sanguíneo hacia el cerebro se ve interrumpido a causa de un taponamiento o ruptura de un vaso sanguíneo. La interrupción del flujo de sangre supone también la falta de llegada de oxígeno al cerebro. Esto provoca la muerte de las células nerviosas del área del cerebro afectada.

¿Cómo podemos detectar un Ictus?
Existen algunos síntomas muy claros que si están presentes en una persona son señal de que debemos llamar inmediatamente a emergencias.
Algunos de ellos son:
• Entumecimiento o problemas de movimiento
• Pérdida de fuerza, de sensibilidad u hormigueos en mitad del cuerpo
• Dificultad repentina del lenguaje. Tanto para expresarse como para entender lo que dicen otros.
• Pérdida súbita de la visión de un ojo.
• Dificultad o pérdida de equilibrio y/o coordinación.
• Dolor de cabeza intenso y repentino diferente al habitual

¿Cuándo y cómo interviene la fisioterapia en el ictus?

Numerosos estudios han demostrado que el inicio de una rehabilitación temprana trae consigo una disminución de las secuelas post-ictus consiguiendo una funcionalidad igual o similar a la existente antes de la enfermedad.
La fisioterapia en esta enfermedad debe iniciarse inmediatamente desde que se haya estabilizado al paciente. Juega un papel fundamental en los primeros seis meses de rehabilitación, período en el que más cambios y mejorías podemos obtener. La opción más favorable sería el comienzo en el hospital, pero si esto no fuese posible, lo más recomendable es empezar tras el alta del paciente.

Estos estudios insisten en tener presente los períodos de tiempo de actuación porque cuanto más tarde se empiece una terapia, más se habrán acentuado y fijado las secuelas y por lo tanto será más difícil reducirlas o eliminarlas por completo.

En nuestros centros de día Salusmayores contamos con profesionales especializados y capacitados para tratar desde las fases iniciales y más agudas de la enfermedad hasta las fases más crónicas. El paciente será sometido a una evaluación en la que se establecerán objetivos a corto, medio y largo plazo y posteriormente a un tratamiento individualizado y especializado para su caso. Todo ello enfocado, como siempre, a conseguir la mejor y máxima calidad de vida de nuestros pacientes.

Sara Bermúdez Ramírez. Fisioterapeuta de Salusmayores. Colegiada nº 14111

Contactanos
Abrir chat
¿Necesitas ayuda?